Oxímetro o Pulsioxímetro

Un factor importante en la aparición de las úlceras por presión es la  hipoxia, es decir, el bajo nivel de oxígeno en sangre, en  las células y en los tejidos.

Esta hipoxia se puede deber a múltiples causas y factores, como algunas enfermedades crónicas respiratorias (EPOC. Enfermedad pulmonar obstructiva crónica)  y circulatorias (como p.ej  la diabetes, o la insuficiencia cardíaca), ya que  disminuyen la oxigenación de los tejidos.

Para poder controlar y saber el nivel de oxigeno en su domicilio,  en estos pacientes crónicos, podemos usar un oxímetro o pulsioxímetro.

¿Qué es un oxímetro o pulsioxímetro?

El oxímetro o pulsioxímetro es un aparato preciso y fiable que sirve para medir  la saturación de oxígeno en sangre y la frecuencia cardíaca.  En una pequeña pantalla digital nos muestra  la cantidad de oxígeno que lleva la hemoglobina que hay en sangre, y el pulso.

Existen de muchos tipos (adultos y pediátricos, portátiles y fijos a un monitor en hospitales, etc...) y con distintos nombres (oxímetro, pulsómetro, pulsímetro, saturómetro...) pero su función es la misma.

Es un aparato pequeño, no invasivo y fácil de usar.  Por eso se ha extendido su uso, desde los hospitales y centros de salud, a nivel doméstico. Su precio no es elevado y permite tener una información valiosa tanto para el usuario como para poder comunicarla a cualquier profesional sanitario. Suelen tenerlo en casa,  personas con enfermedades cardíacas y/o respiratorias crónicas.

oxímetro
oxímetro o pulsímetro

¿ Cómo se usa y cómo funciona un pulsioxímetro ?

Para la medición del pulso y del oxigeno, este aparato con forma de pinza se pone en la yema de cualquier dedo de la mano de la persona. Se activa dándole al botón de encendido y en pocos segundos nos dará la medición.

Tiene un emisor de luz que emite longitudes de onda roja e infraroja, estas pasan a través del dedo del paciente  y un sensor las vuelve a captar; así analiza esa longitud de onda una vez ha atravesado la sangre del paciente y la compara con la longitud de onda antes de pasar por el dedo del paciente, y mediante una fórmula matemática , nos dice la saturación de oxígeno en sangre. La longitud de onda detectada es distinta según haya más o menos oxigeno en sangre.

El pulsioxímetro necesita detectar pulso, es decir necesita detectar sangre arterial en cada latido. La mayor cantidad de luz la absorbe de forma constante los tejidos (piel, hueso y sangre venosa), y se produce un pequeño aumento de dicha absorción de luz  con la sangre arterial. Así calcula el porcentaje de oxihemoglobina, comparando la absorción de luz basal con la absorción de luz que hace la sangre oxigenada, la sangre arterial.

Si necesita comprar un pulsioxímetro para tenerlo en su domicilio, o para su uso en el trabajo si es un profesional sanitario, puede hacerlo de forma fácil y segura a través de la siguiente selección en AMAZON que hemos hecho para facilitarle su elección.

Los valores normales en una persona sana en reposo tanto de pulso como de oxigeno son:

  • Pulso o frecuencia cardiaca : entre 60 y 100 pulsaciones/minuto.
  • Saturación de oxígeno: entre 95 % y 100%.

En otros artículos les mostraremos porqué puede ocurrir que el pulsiómetro no haga bien su medición, qué factores pueden afectarle  y cómo corregirlos. Por ejemplo,  a  veces es necesario cambiar la posición a otro dedo de la mano o del pie  para su mejor medición. Hay que tener en cuenta también que es necesario no tener las uñas pintadas, pues no funcionaría bien, etc...